Viviendas Ecohogar

El ataque se produjo en 2018 en Santo Tomé. La fiscalía había pedido una pena mayor y esperará a los fundamentos para apelar el fallo.
Un soldado del Ejército Argentino de 30 años fue condenado a ocho años de prisión por haber violado a una soldado voluntaria en dependencias del Batallón de Ingenieros 1 de la ciudad santafesina de Santo Tomé. Un hecho que ocurrió en mayo de 2018.
La condena por "abuso sexual con acceso carnal" impuesta por unanimidad al soldado Adán Iván Suárez fue tomada por los jueces Nicolás Falkenberg, Luis Octavio Silva y Leandro Lazzarini, quienes le impusieron además la prisión preventiva, ya que había llegado en libertad al juicio oral.
El hecho ocurrido durante mayo de 2018 escandalizó a las Fuerzas Militares de Santa Fe.
La investigación, a cargo de la Unidad Fiscal Especial de Violencia de Género, Familiar y Sexual del Ministerio Público de la Acusación (MPA), se inició a partir de una denuncia realizada por un coronel del Ejército Argentino en la delegación Santa Fe de la Policía Federal.
Al leer el veredicto, los jueces coincidieron por unanimidad en la culpabilidad del delito de "abuso sexual con acceso carnal".
La Fiscalía había solicitado para el soldado investigado una condena de 15 años de prisión. Y le incriminaba la autoría de abuso sexual con acceso carnal agravado; ya que el ataque fue cometido mientras el hombre y la mujer estaban cumpliendo funciones como soldados voluntarios dentro del Batallón de Santo Tomé.
Sin embargo, el Tribunal resolvió la condena sin el agravante, por lo cual la Fiscalía ya adelantó que aguardará los fundamentos de los jueces para analizar los pasos a seguir.

El abuso sexual
Durante el debate, el MPA precisó que el abuso sexual fue cometido el miércoles 16 de mayo de 2018 en el depósito central de la Intendencia del Batallón, ubicado en calle Marcial Candioti al 4.200 de Santo Tomé.
La Fiscalía también sostuvo que la agresión sexual fue cometida por la fuerza y a pesar de la negativa de la víctima, y brindó evidencias de que la mujer sufrió lesiones a raíz del abuso.
En ese momento, la fiscal del caso, Yanina Tolosa, pidió la prisión preventiva del acusado a quien se le agregó el agravante por pertenecer a las fuerzas de seguridad y estar en funciones. Fue denegado.
Además, el acusado negó "rotundamente" los hechos durante la audiencia imputativa.
La joven que sufrió el ataque tenía poco más de un año de experiencia como soldado cuando sufrió el ataque sexual. El imputado, es un santafesino que contaba con dos años dentro del batallón, previo a la violación.