Viviendas Ecohogar

Una mujer de la localidad de Esperana habría logrado vencer al VIH sin recibir medicación alguna. Es la segunda persona en el mundo en hacerlo.
Una mujer de la localidad santafesina de Esperanza logró vencer al VIH sin recibir medicaciones y se habría convertido en la segunda persona en el mundo en conseguir semejante objetivo. Había sido diagnosticada con el virus de la inmunodeficiencia humana en 2013 y forma parte de lo que la ciencia considera como “controladores de elite”.
Un estudio integrado por veintitrés especialistas, dentro de los que se encontraban Gabriela Turk, Kyra Seiger, Xiaodong Lian y Weiwei Sun, dio a conocer que se produjo “una cura esterilizante de la infección por VIH en dos personas que viven con el virus que se sometieron a trasplantes alogénicos de células madre hematopoyéticas de donantes”.
Sin embargo, los científicos advirtieron que esto se ha considerado difícil de alcanzar durante la infección natural. Por eso es que decidieron encauzar su investigación por otro camino: evaluar las células del reservorio del VIH persistentes en un “controlador de élite” con viremia indetectable durante más de 8 años en ausencia de terapia antirretroviral.
Pasando en limpio, estudiaron a una mujer que tenía VIH pero logró curarse sin recibir tratamientos médicos. El significado de “controlador de élite” refiere a las personas que están dotadas de un sistema inmunitaria lo suficientemente fuerte como para vencer a esta clase de virus.
Respecto de los resultado objetivo, los científicos indicaron que el VIH “con genoma intacto y con capacidad de replicación no se detectó en un controlador de élite a pesar del análisis de cantidades masivas de células de sangre y tejidos”. Desde su punto de vista, la paciente puede haber “logrado naturalmente una cura esterilizante de la infección por VIH”.
La existencia de esta clase de personas los llevó a sacar nuevas conclusiones: “Estas observaciones plantean la posibilidad de que una cura esterilizante sea un resultado extremadamente raro pero posible de la infección por VIH”.
Dentro de poco se conmemora el Día Mundial de la Lucha contra el Sida